La antigua lonja de Barbate, patrimonio y emblema cultural

Detalles

Lonja de Pescado Barbate 5

El desarrollo de la actividad pesquera es inherente al pueblo de Barbate, a su gente, su historia y su cultura, así como toda la industria de conservas y salazones derivada de ella. Una cultura ligada al mar que, desde los fenicios y pasando por la época romana, ha continuado a lo largo de los siglos con la explotación de la riqueza pesquera de esta franja litoral y que  convirtió a  Barbate en la primera mitad del siglo XX en uno de los puertos pesqueros más importantes de España, siendo la pesca y la industria pesquera una de las señas de identidad de este pueblo y su gente.

Todos los pueblos cuentan en su territorio con edificios, monumentos o espacios emblemáticos con  los que  la ciudadanía se siente profundamente identificada y simbolizan  una parte importante de su historia, su cultura y sus modos de vida. Tal es el caso de La Antigua Lonja de Pescado, un singular edificio levantado en el antiguo puerto de interior, al pie de la desembocadura del río Barbate.

Se trata de un edificio que se construye en un contexto socioeconómico marcado por el auge de la actividad pesquera  y un importante desarrollo de la industria conservera y de salazones  que iba a suponer el principal motor económico del pueblo de Barbate. Un pueblo que en el año 1938 consiguió la segregación de Vejer de la Frontera e iniciara un importante  despegue económico basado en la actividad pesquera, la industria conservera derivada de la misma, una importante actividad exportadora, así como un considerable aumento de la población.

El edificio fue proyectado por el arquitecto madrileño Casto Fernández-Shaw Iturralde, siendo construido entre 1940 y 1943. Se trata de un edificio donde, como buen referente del Movimiento Moderno, el hormigón armado fue la base  para configurar la estructura de un edificio que simula la figura de un barco atracado en el puerto del río, reproduciendo el “mascarón de proa” de este.

Lonja de Pescado Barbate 6

El edificio de la Antigua Lonja de Pescado de Barbate es un ejemplo palpable del Movimiento Moderno de Arquitectura,  documentado por el DOCOMOMO Ibérico en 1996. Se trata de una obra que, a pesar de haber sido llevada a cabo por la Agrupación de Puertos Cádiz-Huelva, organismo dependiente del entonces Ministerio de Obras Públicas, en sus inicios fue el incipiente ayuntamiento de Barbate quien promoviera  su construcción.

En esta obra, es destacable la primacía de la funcionalidad de los espacios creados en la composición del mismo, con dependencias para salar el pescado, para subastarlo, para la carga y descarga de mercancías, todo ello dispuesto en la planta baja, quedando destinada la planta alta para labores administrativas, por lo que los grandes ventanales dotan al edificio de una gran luminosidad. Con ello, damos muestra del enorme peso racional y funcional proyectado por el arquitecto en esta obra, huyendo por completo del protagonismo de todo ornamento y estética y predominando la funcionalidad. 

Su construcción tiene lugar en unos años de postguerra en los que la pobreza y la austeridad debía de llevarse por bandera  y este edificio se erige con las máximas de un movimiento que entiende que lo fundamental es la operatividad y la funcionalidad de los espacios, sobre todo en un contexto de emergencia total y absoluta de una industria en auge que sería durante décadas el revulsivo económico de un pueblo y sus alrededores. La proyección y el desarrollo económico experimentado por Barbate en esos años son dignos de resaltar y este edificio forma parte de esa historia. 

Lonja de Pescado Barbate 2

La Lonja de Pescado fue un espacio de gran dinamismo, de interacción social y transacciones comerciales, centro neurálgico de la actividad pesquera barbateña hasta que cesase su actividad en 1968 cuando toda esa actividad se trasladó al nuevo puerto de la Albufera, quedando desde entonces en desuso e iniciándose un largo y penoso periodo de tiempo en el que su deterioro, causado por el abandono, le llevó a la más absoluta ruina. Hasta que en el año 2006, tras ser incluido en 1996 en el Registro Ibérico por el DOCOMOMO y en 2001 en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz por la Consejería de Cultura, se iniciaron las obras de rehabilitación que le han hecho recuperar ese espíritu dinamizador, en esta ocasión, siempre vinculado a la cultura.

Afortunadamente y pese a unas décadas de ruina y abandono, este interesante e importante edificio barbateño abre una ventana al río y vuelve a servir al pueblo, dando vida y vistosidad a un espacio de gran interés cultural y natural.

Se trata de un edificio de gran relevancia,  seña de identidad del pueblo de Barbate.

Manuel Jesús Melero Callado

Historiador y Antropólogo

   
   

Así es Barbate  

   
COLABORAN

CAPITAN 240x150c

APARTAMENTOS 240x150
   

Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Saber más

Acepto